lunes, 8 de diciembre de 2014

Optimista y pesimista.

Tu respuesta hace que mi corazón palpite mucho, pasa por el túnel de mi ira y encontrarás un mar de sangre”.

¿Por qué nos empeñamos en significar algo para alguien? Una pregunta que se bebería de hacer la mayoría de la gente.
Nos empeñamos en buscar nuestra llamada “alma gemela” cuando realmente lo que buscamos es a alguien que nos comprenda. Deberías cambiar de opinión, perdón deberíamos cambiar de opinión yo también me empeño en buscar algo que no existe. 

¿Alguna vez has encontrado un unicornio? Verdad que no… Pues es lo mismo, lo que buscamos solo está en nuestra imaginación.

Solo digo que cambiemos de opinión, no de forma de pensar, no soy quien para obligaros a nada. Solo aprender a utilizar más la cabeza, que el corazón lo hemos utilizado tantas veces que el pobre debe de estar muy cansado.

¿Cuántos años tenéis? Yo ya voy a por los veinte y creerme si os digo que últimamente tengo muy claro lo que necesito en mi vida, la mayoría busca un consuelo, amor, comprensión, a alguien…

No utilicéis a la gente como objetos, los que os quieren de verdad van a estar ahí en las malas y en las buenas, cuando no queráis reír ellos lo conseguirán, no utilicéis eso en su contra (lo de que van a estar ahí para siempre) porque les haríais daño, mucho daño.

Os habla una voz de la experiencia que su corazón ahora mismo está en reparación, llevo varios puntos en el corazón que aun no se han curado. No creo que se vayan a curar muy rápido, solo debo de tenerlo en reposo durante mucho tiempo. El diagnostico es que no debo de enamorarme y si lo hago debo de hacerlo con la cabeza.


Tal vez la vida sea un juego para algunos, para otros es una historia escrita, unas cuantas hojas sueltas por encontrar su episodios perdidos.

Para mí la vida es… no sé… tal vez pienso que la vida es un juego, pero no un juego cualquiera. Un juego en cual tu elijes las acciones, una vez hecho algo no puedes rectificar, nunca debes de arrepentirte de nada todo pasa por algo, si te arrepientes de algo el juego terminara y tú no podrás reiniciar la partida.

Hay que mirar el lado positivo de todo lo que tienes a tu alrededor, este chico desde que murió su abuela ve el lado positivo de las cosas, el típico chico que piensa “Yo ya me espero de todo en este mundo” este chico cuando estuvo solo acudió a ella, era lo más preciado que tenia (junto a sus padres)  

El día de su muerte aquel niño murió, de él salió la madurez a flote, pensó que era su hora de utilizar la cabeza, dejar los sentimientos a un lado y vivir el día a día.
Pero aquella persona pensó que era fácil, muy fácil. Pero no se dio cuenta que la vida tiene mucho obstáculos que si pasa el primero llega otro sin avisar. Hizo todo lo posible… pero no valió para mucho, le pisotearon más de una vez, pero consiguió levantarse.

Un día abrió bien los ojos y vio un atajo en aquel obstáculo, un atajo que no lo había tomado nadie, fue hacia el sin perder un segundo paso el primer obstáculo fue a por el segundo y volvió a encontrar otro atajo.

Si señoras y señores… aquel chico vio que todo tiene un lado positivo y no le hacía falta buscar a alguien para que le ayudara conseguir pasara los obstáculos de la vida.
Aquel chico aprendió que quienes dijeron que iban a estar ahí, no estuvieron… bueno solo estuvo ahí su mejor amigo, que aunque estuvieran peleados ellos se iban a comprender tarde o temprano.


Debéis confiar en las personas que os demuestren las cosas no solo las digan de palabra, las palabras al fin y al cabo terminan por irse con el viento.
Buscar el lado bueno de la vida que tiene su lado. Os lo dice un chico que lo suele ver todos los días.

Att: Bryan

Para: Unos ojos pesimistas